Consejos

>

Comunidades de propietarios

Muchos de los robos en domicilios se podrían evitar si la puerta de acceso a la comunidad estuviera cerrada con llave permanentemente, ya que los ladrones pueden acceder muy fácilmente usando una radiografía o incluso dando una patada, ya que muchas puertas sólo se cierran de golpe porque tienen el interfono y no se puede cerrar con llave por normativa (si se produjera un incendio la salida a de ser libre).

Una solución es instalar una cerradura de cierre automático, por fuera sólo se puede acceder con llave o tocando el timbre, y por dentro la salida es libre, ya que la manija tiene un sistema antipánico que retira el golpe y la llave.

La puerta se cierra siempre con llave automáticamente pero la salida de la finca es libre.

Con este sistema los ladrones lo tienen muy difícil para acceder a la escala comunitaria y hacer de las suyas, ya sea en las viviendas, en el parking o en los trasteros.

Es interesante para comunidades de vecinos, la posibilidad de poder igualar diferentes llaves, por ejemplo: con una sola llave poder abrir la puerta de entrada, accesos a zonas comunitarias, accesos al parking, etc.

En grandes comunidades si se debe cambiar la cerradura de la puerta principal, existe la posibilidad de igualar un cilindro nuevo con la llave antigua, para no tener que cambiar y hacer copias de llaves; es una solución que ahorrará molestias a los vecinos y mucho dinero.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies